LA BIBLIA PARA TODOS

Una propuesta para compartir la riqueza y la fuerza de la Palabra de Dios en nuestra historia personal y comunitaria

Dios nos ha dado un patrimonio para todos: SU PALABRA

Quito,

Secciones
Presentación
Introducción general
Para profundizar
Estudios específicos
Aplicación pastoral
Curiosidades bíblicas
Bibliografía sugerida
Mapas e imágenes
Música
Enlaces bíblicos
Otros
Comunidad
Experiencias
Cursos y talleres
Noticias
Varios

"Que la Palabra de Cristo habite entre ustedes con toda su riqueza" (Col 3,16)

1. Hermenéutica y Exégesis desde la perspectiva latinoamericana (1)

¿Se justifica hablar de una hermenéutica latinoamericana? Ciertamente, al igual que se habla de una hermenéutica europea o norteamericana. La situación social, política, económica, cultural y religiosa de los países latinoamericanos, marcados fundamentalmente por empobrecimiento de la mayoría de la población, ha presentado a la Teología y a la Biblia grandes desafíos. La "Teología de la liberación", con sus diversos matices, ha sido y es una nueva manera de "hacer teología" desde el contexto latinoamericano. Igualmente, la "Lectura popular de la Biblia" o la "Lectura liberadora de la Biblia" ha constituido y constituye un modo particular de acercarse a la Palabra de Dios desde el horizonte de América Latina y el Caribe.

1.1. Contexto histórico de la hermenéutica bíblica en América Latina y el Caribe
La primera consideración es que la lectura liberadora de la Biblia en América Latina ha pasado por momentos históricos diferentes y que hunde sus raíces en la historia de los pueblos latinoamericanos de una manera casi imperceptible. Sin embargo, en las últimas décadas se ha podido apreciar los siguientes aspectos:

1) El pobre como sujeto de la tarea hermenéutica ( primer momento).
La fuerza y la originalidad fundamental que identificó la hermenéutica latinoamericana de la Biblia en las últimas décadas fue el reconocimiento de que el pobre, como sujeto histórico, estaba a la raíz de la lectura popular de la Biblia. Se hablaba de esta novedad como una ruptura política, espiritual y hermenéutica, en relación a los sistemas dominantes y a la lectura opresora de la Biblia. El resultado: el pueblo pobre de Dios comenzaba a apropiarse de la Biblia, especialmente a partir de sus luchas por la transformación de las estructuras sociales. Las Comunidades Eclesiales de Base (= CEBs) eran el espacio eclesial fundamental de esta apropiación. Podemos reconocer este momento como la etapa fundacional de la hermenéutica liberadora de la Biblia en América Latina.

La Lectura Popular de Biblia, como se llamó al inició (y se sigue llamando), significó ante todo una nueva manera de leer la Biblia. Esto implicaba, entre otras cosas, un nuevo lugar social y teológico, un nuevo sujeto, nuevas mediaciones teóricas y prácticas. Se comenzaba a hablar entonces del pobre como nuevo sujeto histórico (en un sentido social y eclesial), de la participación en el movimiento popular, de la necesidad de la mediación de las ciencias sociales críticas, para la comprensión de nuestra realidad y del texto bíblico. Esta nueva manera de leer e interpretar la Biblia se expresó de muchas maneras; destacamos aquí algunas que consideramos que marcaron el camino de una manera particular:

* Los espacios y las experiencias locales (CEBs, círculos bíblicos, grupos de catequesis, escuelas bíblicas, asambleas familiares, etc.) donde se comenzó a leer y a interpretar la Biblia.
* Los espacios nacionales, regionales o continentales de articulación y animación de las experiencias bí-blicas. Es importante destacar en este punto, el papel decisivo que jugó el Programa Común de Biblia de la RED, en la consolidación de un movimiento bíblico articulado.
* Los cursos bíblicos en todos los niveles. Destacamos los Cursos Intensivos de Biblia (CIBs), los cursos regionales intensivos de un mes, los cursos nacionales, etc., especialmente por su importancia en la forma-ción de muchas personas, que hoy están al frente de la animación del movimiento Bíblico.
* La rica producción literaria. Entre ella es importante destacar: RIBLA/Revista de Interpretación Bíblica Latinoamericana; la Revista Bíblica Andina; Estudos Bíblicos; Biblito; El Pueblo Hace Camino y Enlaces Bíblicos. Así, otros cuantos boletines y revistas de carácter nacional en varios países de América Latina.
o La propuesta de la lectura sociológica (en algunos casos se prefiere hablar de socio-histórica), que animó y orientó muchos de los artículos y comentarios de los textos bíblicos.
* Los aportes a nivel de la hermenéutica bíblica latinoamericana.
* El papel de divulgación y formación, en la línea de esta lectura, de algunas instituciones, centros, seminarios y facultades de teología.
Es importante reconocer rápidamente algunos factores que influyeron en el origen y en la consolidación de este movimiento: El florecimiento de la Teología de la Liberación, la propuesta y la experiencia de la Educación Popular, la dinámica de las CEBs, el auge del movimiento popular y en concreto los triunfos revolucionarios de Cuba y Nicaragua. Sin este contexto es imposible comprender el desarrollo histórico de la hermenéutica liberadora de la Biblia.

2) La regionalización de la hermenéutica. El aporte de hermenéuticas específicas (segundo momento)
Como fruto de la dinámica propia de la lectura popular de la Biblia, y como resultado de varios factores históricos (políticos, económicos, sociales, religiosos) se comenzó a vislumbrar la radicalidad de la novedad del pobre, preferentemente, en una ampliación y especificación del llamado sujeto histórico. Hay que comprender esta segunda novedad como una recreación y un enriquecimiento de la Hermenéutica Liberadora de la Biblia.

Es fundamental mencionar algunos factores históricos que influyeron en el surgimiento de esta novedad:
- La profunda crisis del sistema global de dominación, una expresión más de la crisis de la modernidad, que se refleja de varias maneras: primero, como el esfuerzo por fortalecer el sistema capitalista a partir de las políticas neoliberales (proceso de globalización de la economía capitalista). Segundo, como un proceso acelerado de mayor empobrecimiento y exclusión de las mayorías.

- La crisis de los socialismos históricos y sus implicaciones en los movimientos de izquierda en nuestros países. En América Latina se expresó como un derrumbe de las esperanzas y utopías. Crisis que alcanzó también a la teología de la liberación, a la hermenéutica liberadora de la Biblia y a las CEBs. Esta crisis tuvo también mucho de positivo, ya que hizo emerger la pregunta por la identidad cultural de los pueblos y por las nuevas utopías, factores que nos ayudarán a redefinir los mismos proyectos históricos de liberación.

- El estallido de la diversidad y la particularidad, como una forma propia de resistencia de las culturas populares. Esto se manifestó en la irrupción de nuevos sujetos y movimientos sociales, en las luchas y reivindicaciones más específicas de estos nuevos actores, y en el surgimiento de nuevas mediaciones teó-ricas y prácticas. Se amplió así la sensibilidad y la compresión del pobre y de la pobreza a otros factores igualmente importantes, entre ellos, la cuestión de género y los componentes culturales.

- La redefinición y recreación de los paradigmas y de las mediaciones prácticas, a nivel de la Educación Popular y, en general de las ciencias sociales. Se habla entonces del pobre como sujeto no únicamente en un sentido amplio y dinámico, sino también en el sentido específico, es decir, de los grupos sociales defi-nidos por diferentes factores: los grupos étnicos (comunidades indígenas), las razas (grupos afroamerica-nos), las clases sociales surgidas de las relaciones de producción (los obreros), actores definidos por el ámbito geográfico de vida y reproducción social (campesino o urbano), todos ellos cruzados y relaciona-dos con otros sectores de la vida social como el género (lo femenino-masculino) y lo generacional (niños, jóvenes, adultos, ancianos).

Esta comprensión del sujeto, liberada de la connotación economicista y politizada, que nos marcó en décadas pasadas, ha sido la novedad y la fuerza fundamental que está recreando la hermenéutica bíblica latinoamericana y caribeña. En este contexto se comienza a hablar de "hermenéuticas específicas". Éstas nos están mostrando un rostro más real y específico del pobre, nos están colocando nuevos desafíos.

_______________

(1) Este material está tomado del siguiente artículo: Reyes Archilla, F., Hermenéutica y Exégesis desde la perspectiva latinoamericana, en Ribla 28 (1997) 9-36.

 

Otros aspectos introductorios
Exégesis judía y patrística

Exégesis judía

Exégesis patrística

Los sitios recomendados
Aquí encontrarás los sitios que esta Página te recomienda en el ámbito bíblico. Haz Click aquí